Sonrisas.

sábado, 9 de mayo de 2015

Volver a tropezar con la misma piedra no suena tan mal si la piedra con la que tropiezo eres tu. Si al despertar veo tu cara de nuevo al otro lado de la almohada. Si vuelvo a reír por todo y por nada. Desde luego, volver a tropezar contigo no suena nada mal.

No hay foto que no me guste que salgas tu al lado y es que como dice la canción de Alejandro Sanz, "te juro que es verte la cara y mi alma se enciende".

Así que no me importará de nuevo echarte de menos los fines de semanas mientras haces a miles de personas sonreír, no me importará aguantar barbaridades aunque me coman los celos, ni me importará sufrir cada vez que pises un campo de fútbol, porque cariño, todo se reducirá al domingo por la noche o al lunes cuando me llegue tu mensaje diciéndome que estas en la puerta de mi casa.

"Volvemos a brillar como diamantes en el cielo y no sabes como me gusta la idea".

2 comentarios:

  1. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  2. Soy la piedra que lanzan a cualquiera que la vea como quiera.

    El burlador de Las Cocuizas.

    ResponderEliminar